“La suerte es para los mediocres, yo prefiero desear éxito” Entrevista para www.lavanguardia.com del 06/05/2013

“La suerte es para los mediocres, yo prefiero desear éxito” Entrevista para www.lavanguardia.com del 06/05/2013

“Hablar de mis diferencias significaría poner en jaque las virtudes y los defectos de los demás. La única diferencia que quizás sí que te puedo decir es que, en televisión, siempre me he considerado un actor secundario, nunca un protagonista. El formato siempre está por encima del presentador.”

Christian, con h. Es su marca personal y la defiende a capa y espada. Quizás porque, precisamente, su forma de ser y su personalidad han sido las dos grandes bazas con las que Christian Gálvez ha contado para hacerse un lugar destacado en el mundo de la televisión. Empezó a estudiar magisterio y nunca terminó la carrera.

Para él, “la fuga de talentos tiene que ser siempre una opción, no una obligación”. Gálvez tiene claro cómo le gustaría que le recordasen: “un tipo con espíritu renacentista, con más inquietudes de las que supo abarcar, apasionado de todo aquello que arrojaba un poco de luz y cuyo único rival era él mismo”.
Empecemos con su Leonardo da Vinci. ¿Cuándo descubrió usted al genio renacentista y qué le atrajo de él?
-Lo descubrí por primera vez en el instituto, pero creo que había algo más de lo que nuestros ojos veían. Da Vinci puede ser uno de los personajes con los que la historia ha sido más injusta. No sólo fue el pintor renacentista que pintó La Gioconda. Fue a través de la curiosidad, de la observación, y a través de un viaje a Italia en el que descubrí muchas cosas, que me di cuenta de que Leonado hacía de todo menos pintar. Lo que sucede es que, de vez en cuando, pintaba (Sonríe).

¿Tiene muchos nexos en común con él? Y ya le avanzo que no le estoy llamando genio…
-No creo que lo sea, no. Además, él tampoco se llamó genio a si mismo nunca; nosotros decimos que es un genio con una perspectiva de 500 años. Me siento identificado con él porque yo hice magisterio, estudié educación primaria, pero lo abandoné por luchar por un sueño. Nunca me formé como comunicador o como periodista, ha sido a través de la curiosidad, la observación, la demostración y la perseverancia, que son los métodos que utilizaba él, que he conseguido llegar hasta donde estoy.

Leer entrevista completa



X